La ofrenda



Dar vueltas a la mente
como una lavadora
limpiando los trapos sucios,
el dolor de los golpes,
la sangre de las heridas.

Ofrenda de flores a la vida,
como quien va de romería
entre baile y músicas populares
para olvidar los problemas,
para seguir creciendo.

Y llegará un día
en el que no habrá miedo
ni daño
ni dudas.
Porque el presente está hecho para reír,
el futuro para disfrutar,
tu estrella para brillar.

(Para Bea)

Comentarios

Entradas más vistas